Home => => Plantas de piso y de jardín => Gerbera
COMO CULTIVAR Y CURAR LAS PLANTAS
GERBERA
Gerbera, cultivo y cura
El género Gerbera comprende plantas herbáceas muy estimadas por sus flores muy llamativas y duraderas que son también muy utilizados como flor cortada.
Pagina 1 - 2
CLASIFICACIÓN BOTÁNICA


Reino
:
Plantae

Clado
: Angiospermas
Clado
: Eudicotiledóneas
Clado
: Astéridas
Orden
:
Asterales

Familia
:
Asteraceae (Compositae)

Subfamilia
:
Cichorioideae

Tribu
:
Mutisieae

Género
:
Gerbera

Especies
: ver el párrafo: «Principales especies»
CARACTERÍSTICAS GENERALES

El género Gérbera pertenece a la familia Asteraceae y comprende numerosas especies originarias de sur África, en particular de las mesetas del Trasnvaal y Natal, creciendo a una altitud de 1100 m sobre el nivel del mar. Su país nativo se caracteriza por precipitaciones medias anuales de 650 mm (como las de los climas mediterráneos) y de temperaturas que rondan 16-20°C. Vive en zonas sombreadas, al amparo de los árboles por lo tanto no se encuentra nunca con la luz directa del sol.

Hojas de Gerbera

El género comprende plantas herbáceas muy apreciadas por sus flores coloreadas y duraderas, también muy utilizadas como flor cortada.

La planta se caracteriza por un rizoma del que se desarrollan las raíces que llegan incluso hasta a un metro de profundidad. Del rizoma se desarrollan las hojas que de jóvenes son redondeadas y con la madurez se ponen grandes, lanceoladas e intensamente lobuladas y al tacto resultan sedosas (parecidas a las de la achicoria amarga o diente de león).

Flores amarillas

Las flores crecen en largos tallos que acaban con una inflorescencia en cabezuela que lleva las auténticas flores: flores femeninas en forma de pétalo (flores liguladas), más exteriores e inestablemente coloreadas; flores hermafroditas con función femenina y flores hermafroditas con función masculina que constituyen el disco, la parte central de la cabezuela.

El color de la flor se da por las flores liguladas que pueden ser blancas, rojas, amarillas, rosas, moradas con varios matices según la especie y la variedad.

La parte central, el disco, tiene generalmente color claro, sobre todo amarillo, pero existen variedad con disco negro.

Existen también gerberas de flores simples o gerberas de flores dobles.

La semilla es un aquenio con estriaciones longitudinales que se presenta con un vilano o papus en el extremo posterior, lo que facilita su diseminación.

PRINCIPALES ESPECIES

Esisten numerosas especies de entre las que la mas extendida y comercializada es la:

GERBERA JAMENSONII

La Gerbera jamesonii también es conocida como margarita del Transvaal porque proviene de la región del Transvaal de Sudáfrica. Presenta hojas lobuladas, provistas de una espesa pelusa sobre el envés de la hoja y dispuestas en roseta.

Gerbera

A partir del mes de mayo y durante todo el verano aparecen largos tallos florales en cuya cumbre se forman las flores, simples o dobles, cuyos pétalos están muy coloreados. Podemos en efecto hallar variedades de color blanco, rojo, amarillo, naranja y rosa.

Gerbera jamesonii a flores dobles
G. jamesonii a flores dobles
Gerbera jamesonii a flores simples
G. jamesonii a flores simples
Gerbera jamesonii a flores dobles
G. jamesonii a flores dobles
Gerbera jamesonii a flores simples
G. jamesonii a flores simples
TÉCNICA DE CULTIVO

Las Gerbera deben colocarse en lugares muy luminosos, pero no al sol directo y muy bien ventilados. En efecto en su país de origen es una planta que crece con la luz difusa entre rocas y árboles. Nunca en pleno campo.

Las temperaturas óptimas nocturnas están alrededor de los 15°C mientras que la diurna es de 20-25°C. Toleran muy bien las altas temperaturas veraniegas conque el terreno tenga un grado justo de humedad. Durante el período invernal es importante que las temperaturas no bajen de 5°C.

Es muy importante la temperatura del terreno cuyo valor óptimo es de cerca de 16-20°C. En efecto una buena temperatura del terreno estimula la formación de un buen aparato radicular con formación de numerosos pelos radiculares y a su vez las raíces estimulan la producción de hojas y por lo tanto de flores, la planta tiene que haber emitido al menos 10-15 hojas para que vaya a flor. Si la temperatura del terreno es baja la cabecita queda pequeña, el tallo corto y por lo tanto la floración modesta. En efecto con una temperatura del terreno de 8-10°C la planta para de crecer. No muere pero queda en estado vegetativo y en este estado puede soportar también temperaturas del terreno de 0°C.

No quieren corrientes de aire frío.

No es particularmente exigente y se conforma bastante bien con muchas situaciones pedo-climáticas; puede en efecto cultivarse al exterior donde las temperaturas no sean demasiado duras durante el período invernal.

RIEGO Y HUMEDAD

La Gerbera se riega regularmente de modo que el terreno siempre quede húmedo, no empapado, de manera regular desde la primavera al otoño. Un riego constante es especialmente fundamental cuando la planta está en flor.

Atención a los estancamientos que no toleran en ningún modo.

SUELO - TRASPLANTE

Prefieren terrenos ricos en materia orgánica, ligeros, que favorezcan el escurrido de agua en exceso. El trasplante debe hacerse en primavera.

En el momento del trasplante tenga cuidado con no enterrar el cuello de la planta para evitar la manifestación de enfermedades debidas a hongos.

ABONO

Para abonar use un fertilizante líquido oportunamente diluido en el agua de riego cada 15 días desde el momento en que empiezan a formarse los botones y durante toda la floración. Usar un abono que tenga un título más elevado en potasio y fósforo ya que favorecen la floración. Así pues, cuando compre el abono, verifique que además de contener nitrógeno, fósforo y potasio y que entre ellos el potasio y el fósforo estén en mayor cantidad, también contenga microelementos como hierro (Fe), manganeso (Mn), cobre (Cu), cinc (Zn), boro (B), molibdeno (Mo), todos importantes para un correcto crecimiento de la planta.

Tener mucho cuidado con la cantidad de nitrógeno que se aporta porque si es alta, favorecerá un mayor desarrollo de las hojas en detrimento de las flores. En la práctica, si se desea tener un mayor número de flores, es mejor utilizar dosis demediadas de nitrógeno con respecto del fósforo y el potasio.

FLORACION

En la mayor parte de las especies de Gerbera la floración se tiene desde el principio de la primavera hasta el otoño avanzado.

PODA

La Gerbera es una planta que normalmente no se poda, se extirpan sencillamente las hojas y las flores que poco a poco se secan, eliminándolas por la base del pecíolo porque los muñones de los pecíolos dejados sobre la planta, son fuente de ataques de hongos (Botrytis spp). Además eliminando las hojas viejas se asegura una mejor circulación del aire y el paso de la luz.

Siempre usar utensilios limpios y desinfectados, a la llama o con lejía o con alcohol, para evitar infectar los tejidos.

Pagina 1 - 2

Fuentes bibliográficas


Encuentraplantas